Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘género’

 “Todas las desgracias del mundo provienen del olvido y el desprecio

 que hasta hoy se ha hecho de los derechos

 naturales e imprescriptibles del ser mujer.

Flora Tristán

Vivimos tiempos revueltos, de conflictos y al mismo tiempo de esperanza. Estos últimos meses quienes nos definimos como feministas, quienes trabajamos para que la sociedad patriarcal desaparezca, nos hemos visto envueltas en debates que a veces no han aportado mucho, más bien lo contrario. Esto no debe ser visto como una traba, más bien como una esperanza, porque demuestra que el feminismo tiene influencia social y política. No tanta como sería necesaria y desearíamos, pero lo que es seguro es que el movimiento feminista no está dormido y que cada día es más activo proponiendo alternativas.

El movimiento feminista no es uniforme, ¿acaso alguna otra ideológica o movimiento social lo es? No importa la escuela de pensamiento o ideología que tomemos como ejemplo, siempre habrá divergencias que matizan la forma de alcanzar los objetivos que se proponen conseguir. No está justificado, pues, que se cuestione que el movimiento feminista está enfrentado, que no es uniforme, etc.

Para empezar, se habla mucho de feminismo en los últimos tiempos, pero no siempre quienes opinan y teorizan se ponen de acuerdo en cómo definir dicho concepto.

Comencemos analizando algunas definiciones:

Según la RAE: “Feminismo es una ideología que defiende que las mujeres deben tener los mismos derechos que los hombres”.

Victoría Sau dice : “El feminismo, es un movimiento social y político que se inicia formalmente a finales del siglo XVIII -aunque sin adoptar todavía esta denominación- y que supone la toma de conciencia de las mujeres como grupo o colectivo humano, de la opresión, dominación, y explotación de que ha sido y son objeto por parte del colectivo de los varones en el seno del patriarcado bajo sus distintas fases históricas de modelo de producción, lo cual las mueve a la acción para la liberación de su sexo con todas las transformaciones de la sociedad que aquélla requiera”.

Es evidente que la definición de la RAE se queda corta, pues si bien el movimiento feminista defiende la igualdad de derechos de mujeres y de hombres, no es sólo eso, implica mucho más, como dice Victoria Sau. Supone la toma de conciencia de las mujeres de que están siendo dominadas y explotadas por la sociedad patriarcal. El feminismo es un movimiento social que busca la igualdad entre los sexos, sí, pero esa igualdad no es posible dentro de los parámetros que aún predominan en la sociedad, en la que los hombres siguen teniendo el poder político, económico y social. El patriarcado, al imponer la división sexual del trabajo, ha logrado que las mujeres sean consideradas ciudadanas de segunda, siempre al servicio de los intereses de los hombres, que han tenido a lo largo de los siglos el poder de tomar decisiones por ellas.

El movimiento feminista no ha cesado de reivindicar el derecho a la participación política de las mujeres. Mary Wollstonecraft, en la obra “Vindicación de los Derechos de la Mujer”, publicado en 1792, reclamaba el derecho a la educación de las mujeres. Afirmaba que las mujeres con educación podrían superar su subordinación, tener independencia económica. Podemos decir que el acceso a la educación de las mujeres se ha logrado, de hecho, en España, más del 61% de las personas que tienen licenciatura son mujeres. Pero, ¿podemos asegurar que las mujeres han logrado independencia económica, que han eliminado la dominación masculina? Sin caer en el derrotismo debemos decir que aún queda mucho camino por recorrer; que si bien las mujeres han logrado superar los retos en educación, los hombres siguen poseyendo el poder político y económico. Muchas mujeres se ven obligadas a seguir asumiendo los mandatos de género que la sociedad patriarcal les impone.

Siguiendo con la definición de Sau, el feminismo mueve a la acción para transformar la sociedad. Este es el punto fundamental, que debemos abordar. Los grandes logros del  movimiento feminista son más que evidentes, pero…

Las mujeres, sea cual sea su clase social, su color de piel, su orientación sexual, su etnia, el lugar del mundo donde vivan, están expuestas a sufrir discriminación laboral, salarial, en el deporte, acoso en la calle, en el trabajo, y están expuestas a ser violadas por los hombres que detentan el poder. Un claro ejemplo lo tenemos en las denuncias que las actrices de Hollywood  han hecho sobre el acoso, en muchos casos violación, que han sufrido por parte de Harvey Weinstein.

Lo más grave es que los abusos eran de dominio público, ¿cómo es posible que nadie apoyara a las mujeres que sufrían acoso? La actriz Emma Thompson ha calificado a Harvey Weinstein como un “depredador” y ha asegurado que el escándalo es solo la “punta del iceberg” de lo que sucede en Hollywood. Por el contrario, Oliver Stone declara que “no es fácil por lo que está pasando Weinstein“. Los “pactos entre pares” no se hacen esperar, me pregunto si a Oliver Stone le preocupa por lo que han pasado tantas mujeres durante varias décadas. Woody Allen ha declarado: «No quiero que conduzca a un ambiente de caza de brujas» y dice que «Todo el asunto es muy triste, para todos los implicados». Parece sentir tristeza por Weinstein, pero también es posible que sienta temor, de que de una vez por todas el mundo del cine deje de ser permisivo y salgan a la luz todos los casos de abuso. La Academia de Hollywood ha expulsado al productor, pero cuánto sufrimiento deja detrás.

Lo que sucede en Hollywood no es un hecho aislado, sucede en las universidades, en las empresas, en la vida cotidiana. Mientras el poder lo sigan detentando los hombres, las mujeres serán, potencialmente, objetos para uso y disfrute masculino. Por todo ello cabe preguntarse, ¿cuál es camino a seguir?, ¿qué hacer para transformar la sociedad? Es evidente que sin modificar el modelo actual de consumo y producción, sin modificar las estructuras sociales, hay pocas esperanzas para que las mujeres alcancen la igualdad de derechos y el feminismo tiene mucho que decir sobre los cambios sociales. Sin las mujeres, sin el feminismo no avanzaremos.

Volviendo a lo que decíamos al principio, el movimiento feminista es diverso, pone el acento en eliminar la discriminación salarial, en romper el techo de cristal, en visibilizar los avances de las mujeres, en denunciar la discriminación de las lesbianas, en reivindicar el derecho a ser madres o no serlo, en la corresponsabilidad en los cuidados… y un largo etcétera, de exigencias que se hacen a diario. Pero siempre que se busque liberar a las mujeres de los condicionantes que la sociedad les ha impuesto, todos los planteamientos feministas deben ser tenidos en cuenta. Lo importe, en este momento de cambio, es pensar en las reformas estructurales necesarias, no dejarse embaucar por cambios menores que, bajo la apariencia de avance, solo fomentan la permanencia de la sociedad patriarcal.

La revolución será feministas o no será

Anuncios

Read Full Post »

El día 30 de junio se celebraron las III Jornadas de Debate Europeo: Con su permiso, organizadas por la PPiiNA, Plataforma por Permisos Iguales e Intransferibles por Nacimiento y Adopción. Las jornadas han sido un éxito y podría comentar las intervenciones de algunas/os ponentes, pero esto lo podéis ver en la nota de prensa de la PPiiNA y en unos días estarán colgadas en la web las ponencias. Por ello quiero contaros mi experiencia en la preparación y desarrollo de esta jornada.

He asistido como espectadora a las anteriores Jornadas de Debate Europeo: con su permiso y siempre me ha asombrado el gran nivel de ponentes, la buena organización y por supuesto la reivindicación de la PPiiNA: Permisos Iguales e Intransferibles por Nacimiento o Adopción pagados al 100%.  En estas jornadas he participado en su preparación, he presentado una de las mesas y puedo deciros que ha sido una gran experiencia.

Es mucho lo que he aprendido durante estos meses de trabajo, ha sido mucho el esfuerzo compartido, ver cómo los problemas se transforman en oportunidades, pero lo que me parece más importante es haber compartido este trabajo con un grupo de personas tan diversas y a la vez tan comprometidas con sacar adelante una idea: que la igualdad de oportunidades sea una realidad en nuestro país, que la maternidad no sea motivo de discriminación para las mujeres, que los hombres puedan disfrutar desde el momento del nacimiento de sus hijas/os, que las niñas/os disfruten de sus progenitores en igual medida, en fin que los permisos sean iguales e intransferibles  y pagados al 100%.

Alguien comentaba al finalizar la jornada que había sido muy interesante, que se había producido una gran cercanía entre las/os asistentes y las personas que exponían desde la tarima, algo que no se ve siempre. Creo que esto es lo mejor que se puede decir de una jornada que pretende debatir las ideas que propugna, que quienes están en el auditorio ven que lo que se debate es cosa de todas y todos y que podamos entrar en dialogo, no importa el espacio que ocupemos en ese momento, la mesa de debate o la butaca del auditorio.

Decía que ha sido una experiencia gratificante, que he disfrutado compartiendo meses de trabajo y de esfuerzo, que el éxito de la jornada ha sido completo, pero lo mejor de todo ha sido ver que la idea de la PPiiNA llega a muchas personas, que las ponentes de otros países se comprometieron a debatir en sus respectivas organizaciones  la necesidad de que los permisos sean iguales, intransferibles y pagados al 100% para avanzar en la igualdad, que se ha impulsado de nuevo la PLENT, que Marcela Lagarde recientemente nombrada asesora para la sociedad civil ante ONU – Mujeres se ha comprometido a llevar la reivindicación de la PPIINA ante este organismo internacional.

Finalizo haciendo referencia a las personas que han colaborado como voluntarias en esta jornada, su interés y su esfuerzo han facilitado que todo se llevara a cabo según lo previsto. La cercanía, la comunicación y el esfuerzo compartido han hecho de la preparación de esta jornada una experiencia inolvidable.

Read Full Post »

La Universidad Rey Juan Carlos ofrece el Grado en Igualdad de Género, una oferta formativa adaptada a la demanda profesional y exigida por la realidad social y legislativa del Estado español en materia de políticas públicas y políticas de igualdad. Coordinadora del Grado Dña. Laura Nuño Gómez

El modelo pedagógico del Grado en Igualdad de Género pone a disposición del alumnado los recursos propios de la formación presencial (Biblioteca, campus académico, etc.), pero además cuenta con recursos propios del avanzado Campus Virtual de la URJC que pone a disposición del alumnado material formativo, tutorías, videoconferencias o la atención personalizada con los tutores y las tutoras académicas a través del correo electrónico.

Se impartirá de forma presencia, en horario de de 18:00 a 21:00. Más información:

instituto.dp@urjc.es.

En la misma Universidad se puede cursar el Máster Universitario en Estudios Interdisciplinares de Género, dirigido por la Dra. Dña. Ana de Miguel Álvarez. El Máster tiene como objetivo que los/as estudiantes adquieran los conocimientos, herramientas y destrezas necesarias para el análisis y la investigación con perspectiva de género y que permita al alumnado introducir dicha perspectiva en cualquier investigación académica. Más información en:

master.estudiosgenero@urjc.es.

Los Másteres Oficiales que ofrece la Universidad Rey Juan Carlos son a precios públicos, con posibilidad de becas y financiación. Para más información http://www.urjc.es

Read Full Post »

Leyendo un artículo de mi amiga virtual @madrescabreadas, tuve la idea de escribir este post y por eso se lo dedico a ella de forma especial. Cuenta cómo vive el día a día de sus hijas/os, cómo compatibiliza las preocupaciones de su cuidado con las obligaciones profesionales y lo cierto es que me vi reflejada en su reflexión.

Las mujeres vivimos inmersas en una serie de obligaciones familiares, lo que se ha dado en llamar el trabajo de cuidar, que condiciona nuestra vida profesional al tiempo que nos proporciona grandes satisfacciones personales. Muchas mujeres cuando son casi niñas se ven en la obligación de cuidar de sus hermanos, más o menos de su edad, pero es a ellas a las que se las responsabiliza de tareas que a un niño de la misma edad nunca se le recomendarían.

Pasan los años y son ellas quienes cuidan de las hijas/os fundamentalmente. Es cierto que las cosas están cambiando pero aún falta mucho camino por andar. Las mujeres al ser madres reducen su jornada laboral, piden excedencias o renuncian al trabajo remunerado con todo lo que ello implica. Parece que ahora sí, ya las obligaciones familiares van a ser menores, pero que error, los padres y/o madres ya son mayores, ahora hay que cuidar de ellas/os.

Según el estudio Cuidadoras y cuidadores: el efecto del género en el cuidado de personas mayores, son las mujeres quienes se ocupan en mayor medida de cuidar a las personas dependientes es más, son ellas las que se ocupan de las personas de más edad y con mayor grado de dependencia. Es cierto que cuidar a quienes queremos es gratificante, que podemos sentirnos felices de facilitarles la vida, etc., pero no debemos dejar de lado lo que esta dedicación supone para muchas mujeres. Según el citado estudio, el cuidado de personas dependientes genera problemas de estrés y en algunos casos deterioro de la calidad de vida y problemas emocionales.

Vemos, pues, que sea cual sea la edad que tengamos, las mujeres vivimos condicionadas por la edad y el género en mayor medida que los hombres. Creo que todas/os conocemos o vivimos casos que lo confirman. Cierto que algunos hombres comienzan a implicarse, pero la realidad es que hoy por hoy somos las mujeres quienes nos ocupamos del trabajo del cuidado.

 

Read Full Post »

La OMS dice: Discapacidad es un término general que abarca las deficiencias, las limitaciones de la actividad y las restricciones de la participación… Por consiguiente, la discapacidad es un fenómeno complejo que refleja una interacción entre las características del organismo humano y las características de la sociedad en la que vive.

Las personas con discapacidad sufren discriminación en muchos aspectos de su vida cotidiana, discapacidad y discriminación son dos términos que van unidos, sobre todo en lo que se refiere al mercado laboral. Cuando se trata de mujeres con discapacidad, la realidad es aún peor. Según las estimaciones de AFEM el 60% de las mujeres con discapacidad intelectual que buscan empleo no lo encuentran.

En diciembre de 2006 se aprobó el Primer Plan de Acción para las Mujeres con Discapacidad que tiene como objetivo remover los obstáculos que ocasionan un fuerte déficit de ciudadanía a las mujeres con discapacidad, a través de medidas, que les garanticen el ejercicio y disfrute de sus derechos y la participación plena en la vida social. Podéis consultar aquí la legislación para eliminar la discriminación para las personas con discapacidad, a nivel internacional, europeas y españolas.

Tener algún tipo de discapacidad no es sinónimo de incompetencia, es lo que señalaba Soledad Murillo en unas jornadas organizadas por CRE (Centro de Referencia Estatal). En dichas jornadas se puso de manifiesto que las mujeres con discapacidad sufren a menudo violencia por parte de quien las cuida.

Hace unos meses Ana me decía si podía escribir un post sobre las mujeres con discapacidad. Le ofrecí este espacio para dar su opinión y ella nos contó la discriminación que había sufrido por ser una mujer con discapacidad física. De su comentario me impresiona cuando dice: Soy mujer, discapacitada física y con mucha suerte, porque mi discapacidad no se nota a simple vista.

De lo que dice Ana quiero resaltar sus ganas, su empuje y su decisión cuando dice: “…los empresarios no se dan cuenta que si algo tenemos los discapacitados es un afán continuo de superación, en general somos unos supervivientes y creo que tenemos una capacidad de esfuerzo y superación de las adversidades, superiores a la media, y eso en el trabajo es tan importante como los conocimientos técnicos…”

El Anteproyecto de Ley Integral para la Igualdad de Trato y la no Discriminación, en el artículo 7 habla de la discriminación múltiple, que es el caso de las mujeres con discapacidad, que añaden la discriminación por razón de género a la de tener algún tipo de discapacidad. La Ley de Igualdad de Trato no es una Ley más de derechos sociales sino, sobre todo, de derecho antidiscriminatorio específico, que viene a dar cobertura a las que existen y a las que están por venir, ya que los desafíos de la igualdad cambian con la sociedad y, en consecuencia, también deberán hacerlo en el futuro las respuestas debidas.

Read Full Post »

Sinopsis

Serie americana ambientada en los años sesenta. Sterling Cooper Advertising es una  agencia de publicidad, donde podemos ver el día a día de una oficina: las luchas por el poder, por conseguir clientes, etc. Son muchos los factores que se pueden analizar en esta serie: el estilo de liderazgo de cada uno de los socios, la lucha por el poder entre los creativos, los roles de género, el acoso en el trabajo, etc.

Directivos de Mad Men

Análisis[1]

Los roles de género son claros en la serie: Los hombres de la oficina tienen puestos importantes, creativos,  ejecutivos de cuentas, etc., las mujeres son todas secretarias, cuya función es estar al servicio de los hombres. Me recuerdan la letra de una canción que decía más o menos: “Secretaria, secretaria la que escucha, escribe y calla, la que hizo de un despacho su morada

Las esposas de los socios, jefes  y empleados son el prototipo de mujer del ejecutivo: elegantes, perfectas, las mujeres a las que se lleva a grandes acontecimientos, porque dan prestigio. Viendo la serie pensaba en lo que decía Betty Friedan en “La mística de la feminidad[2]sobre las mujeres americanas. Son el modelo del ama-de-casa-madre-de-la-familia que ven limitada su situación, a pesar de tenerlo todo. Las mujeres que trabajan en el cuidado de la familia hoy ¿no están igualmente atrapadas?

Las secretarias son todas guapas, elegantes, simpáticas, pendientes de los menores deseos o necesidades del jefe. Al escribir esto no puedo dejar de recordar lo que dijo hace unos días el presidente del Deutsche Bank “que las mujeres aportan ‘colorido’ en la alta dirección”. Las secretarias de la serie también parecen elegidas para dar brillo. Una vez más debemos preguntarnos si hoy día se siguen  manteniendo los estereotipos de género, aunque sea bajo una capa de modernidad.

En la escena que vemos llega una nueva secretaria a la oficina, Peggy Olson, que  es observada por los hombres, “se están haciendo apuestas sobre ti” le dicen en la comida. A ella, los comentarios subidos de tono la desconciertan. Uno de ellos le enseña la oficina, le explica cada departamento, ella le considera un amigo pero él no lo entiende así y la acosa.

Parece que el acoso es lo normal, lo que una mujer tiene que esperar y además sentirse orgullosa de ello. De que la miren, de que hagan apuestas sobre ella. Pero Peggy se siente acosada. Johan, jefa de secretarias, le dice “…eres la nueva y no eres gran cosa, con que disfrútalo mientras dure Johan y Pegyy tienen  un importante papel en la oficina que iremos viendo más adelante en la serie. La evolución de Peggy, su manera de adaptarse al entorno. Lo analizaremos en otro momento.


[1] La escena es del capítulo 2 de la 1º temporada.

[2] Friedan, Betty, La mística de la feminidad, Ediciones Cátedra, Madrid 2009.

Read Full Post »

Al definir el empoderamiento de las mujeres como “un proceso de cambio en el que las mujeres aumentan su acceso al poder y como consecuencia se transforman las relaciones de poder, desiguales entre los géneros”, debemos plantearnos qué entendemos por poder. Comenzamos con algunas definiciones.

  • La RAE lo define como:

o   Tener expedita la facultad o potencia de hacer algo.

o   Tener facilidad, tiempo o lugar de hacer algo.

o   Tener más fuerza que alguien, vencerle luchando cuerpo a cuerpo

  • Para Hanna Arendt, es la capacidad humana no sólo de actuar, sino de hacerlo concertadamente.
  • Según Anthony Giddens, es la “capacidad transformativa” o la “capacidad para lograr resultados”, que “no necesariamente se relaciona con el conflicto” ni es “inherentemente opresivo”.

El uso más habitual del término hace referencia a la facultad de mandar, de imponer. Se piensa en poder “como algo que se ejerce sobre o contra alguien, en relaciones de pugna y dominación”. Aquí el concepto de poder lo aplicamos como capacidad de las personas a tomar sus propias decisiones y a intervenir y actuar para cambiar la realidad.

Naila Kabeer distingue entre:

  • Poder de/para: es la capacidad de producir cambios.
  • Poder sobre: es un poder de suma cero, en el que el aumento de poder de una persona implica la pérdida de poder de otra

Los conceptos de género y poder están directamente relacionados, el patriarcado dejó a las mujeres sin poder, sin capacidad para decidir su propio destino. Al relegar a las mujeres al espacio doméstico las privó de todo poder político y económico. La desigualdad de género es consecuencia del poder masculino que ha mantenido en una posición subordinada a las mujeres

La IV Conferencia Mundial sobre las Mujeres de Beijing consideró que para eliminar   las desigualdades entre hombres y mujeres era necesario lograr el empoderamiento de las mujeres. Es un empoderamiento que da a las mujeres poder para: tomar sus propias decisiones y a intervenir y actuar para cambiar la realidad.

Read Full Post »

Older Posts »

A %d blogueros les gusta esto: