Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘Cuidados’ Category

En este vídeo explico los temas que analizo en mi libro: Caminando hacia la igualdad. Un proceso profesional, personal y político, que se publicará en unos días.

El libro debe mucho a quienes durante estos diez años habéis visitado el blog. Ver que cada día más personas leían lo que publicaba, me animó a seleccionar algunos de los temas que he ido analizando para evaluar los avances que se han producido.

Analizar las políticas de igualdad ha sido una constante a lo largo de estos años, porque no lo olvidemos, sin cambios estructurales las desigualdades se perpetúan.

Desde aquí os iré informando, fecha de presentación, dónde podéis adquirirlo y cualquier novedad que surja. Gracias a quienes me habéis acompañado a lo largo de estos años.

 

 

 

 

 

 

Anuncios

Read Full Post »

descargaLa salida de la crisis es una realidad sólo para un número limitado de personas, para una parte importante de la población no es más que un slogan y en el caso de las mujeres la situación es alarmante. Participé hace unos días en una jornada organizada por  la Red Navarra Contra la Pobreza y la Exclusión Social que llevaba por título Ser mujer, ¿billete a la pobreza?. Mujeres sin vivienda y hogar, monomarentalidad, patología dual y salud e inmigración, son realidades que tendemos a olvidar y que resultan escalofriantes cuando las relatan quienes trabajan en esos entornos. Mi intervención comenzó con una pregunta, ¿hemos salido de la crisis?  Los datos que estos días estamos conociendo nos dan la respuesta y es demoledora.

  • La desigualdad económica crece: Tan sólo 8 hombres poseen la misma riqueza que 3.600 millones de personas, la mitad más pobre de la humanidad.
  • Los ingresos del 10% más pobre de la población mundial han aumentado menos de 3 dólares al año entre 1988 y 2011, mientras que los del 1% más rico se han incrementado 182 veces más.
  • Estimaciones de la OIT: sólo el 29% de la población a nivel mundial tiene un sistema de protección social integral, es decir, que el 71% tiene una cobertura parcial o está sin protección.
  • En España 4 millones de personas viven en condiciones de exclusión severa. En 2017 estaban en esta situación 1.2 millones menos. FOESA
  • ¿Podemos decir que ha finalizado la crisis?

En Mujer y pobreza (I), analizaba diferentes informes que se han publicado en estos días y lo que queda claro es que la recuperación económica no ha llegado a las mujeres, por el contrario, las desigualdades han aumentado y quedan resaltadas en algunos de los indicadores que se analizan.

  • Al comienzo de la crisis la desigualdad de género se redujo, pero al comenzar la recuperación las condiciones de trabajo de los hombres mejoraron, las de las mujeres se mantuvieron, incluso empeoraron.
  • Desigualdad estructural como consecuencia de los roles de género que llevan a la segregación ocupacional: horizontal y vertical. Sectores feminizados y poco valorados, social y económicamente. El trabajo de cuidados recae en las mujeres en un 87,9%.
  • Desde 2014 aumenta el número de contratos de duración definida y el encadenamiento de contratos. Afecta más a las mujeres.
  • En España tres de cada cuatro personas con trabajo a tiempo parcial involuntario son mujeres. Trabajadoras del hogar y cuidados.
  • Ser mujer joven, con discapacidad o pertenecer a una minoría étnica son factores que influyen en la posibilidad de tener menor salario. Intermón Oxfam.
  • Las familias monoparentales tienen más riesgo de pobreza en Europa. En España el 83% se dichas familias están encabezadas por mujeres. 1.529.900. Hablaremos, pues, de familias monomarentales. Más de la mitad se encuentran en riesgo de pobreza
  • Según un informe de ADECCO, el 59% de las mujeres al frente de una familia monomarental están desempleadas o trabajan en economía sumergida.

Vistos estos datos no parece que podamos hablar de ‘recuperación económica’, salvo que pensemos que no importa que una parte importante de la población carezca de recursos básicos para su supervivencia. Según el Informe FOESA tener empleo no garantiza salir de la vulnerabilidad, debido a la precariedad, los bajos salarios y la temporalidad. En El Estado de la Pobreza. España 2018 VIII Informe anual sobre el riesgo de pobreza y exclusión,  leemos: en España, 12,3 millones de personas (26,6% de la población) se encuentran en riesgo de pobreza o exclusión social.

Canarias-suspende-aplicacion-Ley-Dependencia_EDIIMA20140131_0506_15Dice la OIT: Las políticas de cuidado sensibles a las cuestiones de género y basadas en los derechos humanos también pueden contribuir a transformar la división por sexo del trabajo en los hogares, y cambiar así las actitudes de las personas hacia el trabajo de cuidados. Es importante esta cita porque nos sitúa en el contexto de las cuestiones que se deben abordar si queremos trabajar por un cambio social que nos incluya a todas y a todos, los cuidados deben ser puestos como prioritarios en la agenda política ya que son determinantes en la vida de las mujeres y acarrean todo tipo de desigualdad. No se puede avanzar mientras una sola mujer sufra discriminación por el hecho de serlo, por ser migrante, por tener algún tipo de discapacidad, por su orientación sexual, por su tipo de familia o por cualquier otra circunstancia.

Siguiendo con el informe de la OIT: Las políticas de cuidado son políticas públicas que asignan recursos para reconocer, reducir y redistribuir la prestación de cuidados no remunerada en forma de dinero, servicios y tiempo. Señala también que: las políticas de cuidado transformadoras pueden dar resultados positivos en términos económicos… Estos beneficios son posibles si una parte de la prestación de cuidados asumida por las mujeres y la familia se reorienta al Estado.

La pobreza infantil, la violencia machista, en las que hay que incluir la comercialización del cuerpo de las mujeres, es decir, prostitución y trata, vientres de alquiler, abuso sexual, el trabajo en condiciones de precariedad de las trabajadoras domesticas, la desigualdad salarial, son cuestiones directamente relacionadas y requieren medidas inmediatas. Hacer hincapié en eliminar las discriminaciones que sufren las mujeres desde un planteamiento feminista, desde un planteamiento igualitario, implica trabajar por un modelo de sociedad en el que se incluya a toda la población. Es imprescindible poner a las mujeres en el centro de las políticas.

Read Full Post »

El trabajo de cuidados no remunerado es un factor clave

 para determinar si las mujeres acceden al empleo y permanecen en él,

 así como la calidad de los trabajos que desempeñan.

OIT

pobr-mujra-636x310

Se han publicado en los últimos días varios informes sobre vulnerabilidad y pobreza que llaman a la reflexión. VOCES CONTRA LA PRECARIEDAD:MUJERES Y POBREZA LABORAL EN EUROPA de Intermón Oxfam, presenta una realidad poco halagüeña, en especial para las mujeres. Señala: En la Europa de los 28 (UE-28), al igual que en España, las mujeres tienen el doble de probabilidades de tener un trabajo con baja remuneración que los hombres, es decir,  la recuperación de la crisis económica está aumentando las desigualdades de género.

El VI Informe FOESSA Exclusión Estructural e Integración Social, al analizar la salida de la crisis apunta a una recuperación, pero sólo para determinados sectores de población, para las personas con riesgo de vulnerabilidad y pobreza los avances, cuando los hay, son limitados. El porcentaje de hogares con todos sus activos en paro han disminuido considerablemente, pero esto no ha supuesto que la vulnerabilidad de los hogares disminuya. La población en situación de exclusión ha pasado del 16,4% en 2007 al 18,4 actual, 4 millones de personas viven en condiciones de exclusión severa, 1.2 millones más que en 2013. Una situación a destacar: tener empleo no garantiza salir de la vulnerabilidad, debido a la precariedad, los bajos salarios y la temporalidad. El informe que estamos analizando no contempla datos desagrados por sexo, lo que es incomprensible. Al analizar la exclusión en base a los hogares se enmascara la realidad de las mujeres.

Por su parte el estudio: EL ESTADO DE LA POBREZA, seguimiento del indicador de riesgo de pobreza y exclusión social en España, investiga los cambios registrados en el número de personas en riesgo de pobreza y/o exclusión social mediante el estudio de la evolución del indicador AROPE y de sus componentes, entre los años 2009 y 2015. En la llamada Estrategia EU2020, se pretende reducir el número de personas que viven en situaciones de pobreza y exclusión social. Para España el objetivo se situaba en reducir el número de personas en riesgo de pobreza o exclusión social en 1,4 millones antes del año 2020. Pero la realidad es muy diferente, transcurrida ya la mitad del período previsto para la consecución de los objetivos europeos, puede afirmarse que en España no sólo no se ha avanzado en la reducción de la pobreza y la exclusión social, sino que ésta ha aumentado enormemente. En 2013 se produjo un ligero avance, pero a partir de 2014 empeora la situación.

El trabajo de cuidados no remunerado es un factor clave para determinar si las mujeres acceden al empleo y permanecen en él, así como la calidad de los trabajos que desempeñan, según el informe: EL TRABAJO DE CUIDADOS Y LOS TRABAJADORES DEL CUIDADO PARA UN FUTURO CON TRABAJO DECENTE. Añade que: el grueso del trabajo de cuidados en todo el mundo es realizado por cuidadoras y cuidadores no remunerados, en su mayoría mujeres y niñas pertenecientes a grupos socialmente desfavorecidos.

En el mundo, el trabajo doméstico no remunerado e invisibilizado de las mujeres asciende a 10 billones de dólares al año, el 13% del PIB mundial, Intermón Oxfam.

Los roles de género siguen siendo determinantes para las mujeres que ven mermadas sus posibilidades de empleo, se ven abocadas a trabajar a tiempo parcial y en trabajos precarios. Las mujeres tienen el doble de posibilidades que los hombres de estar en un trabajo parcial no deseado en España… y  casi 3 de cada 4 personas con un trabajo parcial involuntario son mujeres, FOESA.

A menos que estas necesidades de cuidado adicionales sean abordadas por políticas de cuidado adecuadas, esta demanda adicional de trabajo de cuidados remunerado –si continúa sin satisfacerse– probablemente siga limitando la participación de las mujeres en la fuerza de trabajo, imponiendo una carga adicional a las mujeres y acentuando más aún la desigualdad, OIT.

pobreza-infantil-familias-monoparentales-save-the-childrenSegún Save the Children: El riesgo de pobreza o exclusión social infantil afecta a más de uno de cada tres menores de edad en España (35,8%) y no ha dejado de crecer desde el 2007, superando las tasas de la población general. Continúa diciendo que esta situación afecta al 53,3% de los hogares monoparentales. El 83% de estas familias está encabezada por una mujer, por lo que debemos hablar de familias monomarentales y en este caso la pobreza infantil aumenta, incluso cuando la madre tenga empleo. Una vez más constatamos que es imprescindible abordar esta situación con un enfoque de género que permita una mejor identificación de los factores de exclusión. 

Estas citas nos ponen en un escenario preocupante, un elevado número de personas viven en nuestro país en situación de precariedad y las mujeres son las más perjudicadas. He analizado reiteradamente las implicaciones que tiene para las mujeres ser las principales responsables de lo que se ha dado en llamar el trabajo de cuidar. En ¿Por qué cuidan las mujeres?, desmonto la idea de que las mujeres lleven impreso en su ADN el instinto de cuidar: Hay quienes consideran ‘natural’ que cuiden las mujeres, piensan que ellas están más preparadas biológicamente, que es su función hacerlo, pero se olvidan que mujeres y hombres no nacen con unas capacidades diferentes, que es la construcción social del género la que determina las tareas que unas y otros deben realizar en cada momento de su vida.

Todas las personas en situación de dependencia merecen un trato digno, vivan en una residencia pública o privada, en un centro de día o en su domicilio. Por su vulnerabilidad merecen respeto y dignidad. Queda mucho por hacer, dice Eva Nasarre en su cuenta de twitter.  No puedo estar más de acuerdo, incido en que las políticas públicas tienen que tener en cuenta las desigualdades de género, eliminar dichas desigualdades, no potenciarlas.

Read Full Post »

Plataforma PPiiNA

  • Acepta el recurso de amparo de uno de los 9 padres que, apoyados por la Plataforma Por Permisos Iguales e Intransferibles de Nacimiento y Adopción (PPiiNA), iniciaron un proceso para reclamar un permiso de paternidad igualitario
  • Los padres demandaron a la Seguridad Social por discriminación, reclamando prestación y permiso de paternidad de igual duración que el de maternidad y pagado al 100%
  • El Tribunal Constitucional considera la reclamación merecedora de una resolución sobre el fondo, por su trascendencia constitucional y su relevancia, después de haberse agotado la vía jurisdiccional  previa; encomienda su conocimiento y resolución al Pleno del TC

El Tribunal Constitucional ha admitido a trámite el primero de los recursos de amparo de los nueve padres que, apoyados por la PPiiNA, ​iniciaron un proceso judicial en 2016 para reclamar un permiso de paternidad igualitario. Los padres demandaron a la Seguridad Social por discriminación, pidiendo un permiso intransferible de igual duración que el de maternidad y pagado al 100% de la base reguladora, tal y como demanda la PPiiNA.

Después de haber recurrido las sentencias de instancias inferiores, esta es la primera respuesta inicialmente positiva que se da a la demanda de la plataforma. El Tribunal Constitucional argumenta su decisión, entre otras razones, alegando que “el asunto suscitado plantea una cuestión jurídica relevante y de general repercusión social”.

La PPiiNA ha valorado positivamente esta admisión a trámite: “Es una oportunidad para superar una doctrina constitucional antigua, trasnochada y que no se sustenta en las que deberían ser las finalidades de los permisos. Una regulación obsoleta que ya no se adapta a las aspiraciones de igualdad de la ciudadanía: los permisos deben no solo permitir el cuidado de la criatura recién llegada, sino además que dicho cuidado se realice de forma igualitaria entre ambas personas progenitoras”, aseguran.

Read Full Post »

eL LARGO CAMINO HACIA LA IGUALDADEs indudable que algo está cambiando en nuestra sociedad. Hemos visto que el movimiento feminista consiguió movilizar a miles de mujeres, que logró que en muchas ciudades el 8 de marzo el color morado inundara las calles, los mercados… Fueron muchas las mujeres que se unieron para reclamar ser ciudadanas de pleno derecho.

Las masivas manifestaciones del 8 de marzo pusieron de manifiesto que las mujeres no se resignan a ser discriminadas en el mercado laboral, a ser minusvaloradas e invisibilizadas en el día a día, a ser relegadas al espacio doméstico y de cuidados, a ser consideradas meros objetos en la publicidad, a sufrir todo tipo de violencias por el hecho de ser mujeres. Por ello, exigieron el fin de la discriminación laboral y salarial, reclamaron cambios legislativos para eliminar el rol de cuidadoras que aún pesa sobre las mujeres, exigieron medidas reales contras las violencias machistas, en definitiva, reclamaron un modelo de sociedad en el que la igualdad sea real.

El cambio que vimos el 8 de marzo lo refleja la encuesta de Demoscopia para ‘El Mundo’. La discriminación de género es vista como un problema por una amplia mayoría de la sociedad. Más del 75% de las personas  encuestadas  consideran que las mujeres sufren discriminación de género en el acceso a los puestos de dirección, tanto política como económica, en el salario o en las condiciones para compatibilizar trabajo remunerado y familia.

Que una amplia mayoría de la sociedad sea consciente de la discriminación de género es sin duda importante, pero llama la atención que aun siendo conscientes de este hecho y de señalar que en España las administraciones toman pocas medidas para favorecer la igualdad, sólo el 36,6% considera necesario penalizar a las empresas que no promuevan la igualdad de oportunidades entre mujeres y hombres.

A este respecto conviene recordar que las administraciones tienen la obligación de garantizar la igualdad de género. Veamos, la Constitución señala:

Art. 9.2. ‘Corresponde a los poderes públicos promover las condiciones para que la libertad y la igualdad del individuo y de los grupos en que se integra sean reales y efectivas; remover los obstáculos que impidan o dificulten su plenitud y facilitar la participación de todos los ciudadanos en la vida política, económica, cultural y social.

Art. 14. ‘Los españoles son iguales ante la ley, sin que pueda prevalecer discriminación alguna por razón de nacimiento, raza, sexo, religión, opinión o cualquier otra condición o circunstancia personal o social’.

La “Ley orgánica 3/2007, para la igualdad efectiva de mujeres y hombres, incorpora al ordenamiento jurídico español dos directivas. La Directiva 2002/73/CE, que se refiere a la aplicación del principio de igualdad de trato entre hombres y mujeres en cuanto al acceso al empleo, a la formación y a la promoción de profesionales, en condiciones iguales;  la  Directiva 76/207/CEE, el principio de igualdad de trato entre hombres y mujeres al acceso a bienes y servicios y su suministros.

El Art. 11.1 dice: ‘Con el fin de hacer efectivo el derecho constitucional de la igualdad, los Poderes Públicos adoptarán medidas específicas en favor de las mujeres para corregir situaciones patentes de desigualdad de hecho respecto de los hombres. Tales medidas, que serán aplicables en tanto subsistan dichas situaciones, habrán de ser razonables y proporcionadas en relación con el objetivo perseguido en cada caso’.

Está claro que cuando se discrimina a las mujeres, cuando se las penaliza en el mercado laboral por razón de su género, se está incumpliendo la legislación vigente. ¿Por qué se teme penalizar a las empresas que no cumplan la ley? ¿Por qué tanta permisividad ante una clara vulneración de la legislación vigente cuando se trata de la igualdad de género?

En la citada Ley de Igualdad, incluso se contempla la posibilidad de adoptar medidas para corregir las desigualdades existentes, las acciones positivas. Se habla de las ‘mujeres cuota’ como si fuera una práctica habitual la implantación de acciones positivas, cuando la realidad es que raramente se aplican. Sin embargo, poco se comenta que las cuotas son una realidad, pero para los hombres. Ser hombre es una garantía para acceder a un puesto, con independencia de sus valía;  por el contrario una mujer tiene que demostrarla. ¿Por qué no se habla de los ‘hombres cuota’?

 

 

Read Full Post »

Este 8 de marzo va a ser muy especial, pues mujeres de todo el mundo convocan una huelga feminista, una huelga laboral, estudiantil, de consumo y de cuidados.

8MHuelgaFeminista

La huelga feminista ha molestado mucho al gobierno, hasta el punto de que ha elaborado un argumentario para sus dirigentes que no tiene desperdicio. Dice el PP que no secundan la huelga porque ‘apuesta por el enfrentamiento entre mujeres y hombres’. Sería de desear que el presidente y sus ministras/os se documentaran un poco antes de opinar. Deben recordar, o en su caso aprender, que el feminismo, es un movimiento social y político, que busca eliminar la opresión que sufren las mujeres. Por ello trabaja para alcanzar una sociedad más justa e igualitaria, para que la opresión que sufren las mujeres desaparezca.

Ya ve, señor Rajoy, queremos un nuevo modelo de sociedad, porque la sociedad occidental que su partido teme que desaparezca, permite que cada día muchas mujeres sufran discriminación en el empleo, sufran acoso sexual y violaciones o sean asesinadas sin que el gobierno se moleste siquiera en recordar sus nombres. Es una sociedad que no se inmuta ante las cifras de niñas y niños que sufren desnutrición, porque viven en familias monomarentales con recursos limitados. Una sociedad en la que las personas mayores sin recursos viven situaciones dramáticas de desatención, pero claro, dedicar recursos a la dependencia no es cosa suya, como no lo es la brecha salarial, los desahucios, la deficiente atención hospitalaria por la falta de recursos, etc.

Cuando escucho que no secundan la huelga feminista porque es elitista, pienso que su insensatez no tiene medida. Las mujeres que secunden la huelga del #8M, según esa idea, serán mujeres de clases altas, que pueden permitirse sin problema perder el salario de un día o de unas horas. Significará que todas las mujeres que ese día quieran asistir a una manifestación y no puedan hacerlo porque tienen que cuidar a niñas y niños, a personas mayores y dependientes, son personas con un alto poder adquisitivo, que como mucho harían huelga a la japonesa, como ha declarado la ministra Isabel García Tejerina. Da vergüenza escuchar a una ministra decir tamaña desfachatez. Decir que la huelga es insolidaria porque no la pueden seguir las personas desempleadas raya en el esperpento.

No se quedan atrás en sus absurdas declaraciones las mujeres y los hombres de Ciudadanos. Dice Ines Arrimadas que no apoyan la huelga feminista porque va contra el capitalismo, que se reivindican cuestiones ideológicas. Por supuesto que trabajar por la igualdad de mujeres tiene ideología, el sistema capitalista es el aliado del patriarcado para someter a las mujeres, para que sigan siendo ciudadanas de segunda. Patricia Reyes, dice que es un huelga comunista y que ‘algunas son feministas pero no comunistas’, mejor ni comentar. Por su parte Albert Rivera declara que respeta la huelga (faltaría más) pero no la secunda, porque ‘menos ruido y más trabajo para las mujeres’. Las mujeres, señor Rivera, trabajamos muchas horas, muchas de ellas no remuneradas y vamos a salir a las calles y haremos mucho ruido para que se entere que exigimos igualdad en el empleo, en el salario, en los cuidados, etc.

Margarita Robles ha declarado que secundarán los paros de dos horas que convocan CCOO y UGT, pero no la huelga feminista. Escuchar que el PSOE no secundará la huelga feminista produce tristeza. Añaden que apoyan toda manifestación que visibilice la desigualdad de la mujer. Faltaría más que también estuvieran en contra de que las mujeres salgamos a la calle un #8M.

Afortunadamente, Podemos e Izquierda Unida si secundan la huelga feminista y hay sindicatos que también la apoyan, lo que permitirá que las mujeres que deseen hacer huelga laboral puedan hacerlo: CNT, CGT, Confederación Intersindical, entre otros.

No será fácil para muchas mujeres secundar la huelga debido a la situación de precariedad que sufren en el mercado laboral, pero sin duda será una fecha clave para el feminismo y, pese a quien pese, marcará un antes y un después en la lucha por la igualdad entre mujeres y hombres.

La huelga de cuidados, la más complicada de seguir, es la más importante. Las mujeres cuidan a diario de niñas y niños, de personas mayores y dependientes, lo que supone que para muchas sea un problema secundar la huelga y como se viene señalando desde diversos ámbitos, ahí es donde los hombres que quieran apoyar esta huelga de mujeres pueden tener un importante papel, cuidando de quienes tengan cerca. Pueden ser personas de su propia familia, pueden apoyar a esa vecina que raramente puede salir de casa porque cuida de personas mayores. Deben callar ese día y dejar que la voz de las mujeres se escuche en los medios de comunicación, en la calle… y que en el #8M los hombres por una vez se mantengan en segundo plano.

28166325_419844865095277_2652349767262845677_n

 

Read Full Post »

La Plataforma por Permiso Iguales e Intransferibles y Pagados al 100% (PPiiNA) trabaja desde hace 11 años para que que se debata en el Pleno del Congreso la Proposición de Ley (PL), que tiene elaborada. El 18 de octubre de 2016 el Pleno del Congreso aprobó una Proposición No de Ley (PNL) instando al Gobierno a ampliar el permiso de paternidad hasta igualarlo al de maternidad.

La Ley 9/2009 mantiene una inaceptable desigualdad de derechos

En la PPiiNA se celebró esta iniciativa, al tiempo que se advertía que era urgente convertir esta PNL en efectiva e instaba a los grupos parlamentarios que la defendieran a registrar la PL de la PPiiNA. Esto aún no ha sucedido y la preocupación aumenta, máxime cuando según las últimas declaraciones del Gobierno, y tras 6 años de paralización, la Ley 9/2009, de ampliación del permiso de paternidad a 4 semanas, entrará en vigor el 1 de enero de 2017. Pero la Ley 9/2009 mantiene una inaceptable desigualdad de derechos: a lo sumo los padres podrían disponer de 4 semanas para cuidar a sus bebés, la cuarta parte de las 16 que dura el permiso de maternidad.

Para la PPiiNA la Ley 9/2009 tendrá un efecto negativo si se aplica tal como está ahora redactada, pues obliga a que las cuatro semanas sean ININTERRUMPIDAS. Dado que, salvo excepciones, los padres se toman ahora las primeras dos semanas a continuación del nacimiento o de la adopción, la actual redacción solamente les permitiría una prolongación de este periodo, sin poder utilizar esas dos semanas adicionales para sustituir a la madre cuando esta volviera a su puesto de trabajo.

Por todo ello la Plataforma PPiiNA de aprobarse esta propuesta debe permitirse la toma del permiso en dos bloques: las dos primeras semanas tal como hasta ahora, y las otras dos antes de transcurridos 6 meses. Basta cambiar “cuatro semanas ininterrumpidas” por “cuatro semanas, que podrán disfrutarse en dos bloques“.

La igualdad de oportunidades no será posible mientras el cuidado de las criaturas desde el momento del nacimiento sea compartida por los hombres, es decir mientras la corresponsabilidad en los cuidados no sea una realidad.

Read Full Post »

Older Posts »

A %d blogueros les gusta esto: